Noticias

En los últimos años, siempre que la Guía Peñín ha acudido a catar los vinos de Cava ha salido con una sensación agridulce. Es indudable que Cava puede llegar a mostrar grandes elaboraciones, excelentes vinos que te trasladan a un lugar y que generan emociones, tenemos un número importante de elaboradores que se esfuerzan para que esto ocurra. Pero de la misma manera podemos decir que muchas de sus elaboraciones son vinos sin alma, centradas en la búsqueda de frescura, una buena burbuja y una buena acidez, con mayor o menor presencia de los matices de crianza en el vino.

Jerez y Manzanilla de Sanlúcar están de moda. Llevan años de moda y sin embargo comercialmente sus vinos no despegan. A lo largo de los dos últimos años hemos podido leer en infinidad de medios que los vinos de ambas denominaciones de origen atraviesan un dulce momento, pero lo cierto es que comercialmente no parece todo lo dulce que cabría esperar. La historia cambia cuando diriges la mirada hacia el producto, entonces sí que te das cuenta de que en los vinos del Marco algo se está moviendo.

Por fin se está consolidando, ha tardado, y no será porque muchos llevamos años dando la vara y hablando maravillas de estos vinos, desde 2008 en mi caso. Me refiero a los “Jereces” en rama, bota punta, single cask, palmas, antique, crianza estática, etc.; en definitiva, los vinos “puros” del marco pero cada uno con su nomenclatura identitaria. Vinos que están en las botas y que se trasladan al consumidor con la menor interacción humana (sin filtrado, sin estabilizado, etc..), así de simple y de complicado a la vez.

There is not a single wine taster in the world who does not praise the benefits of Manzanilla from Sanlúcar and Jerez. All those who dedicate their careers to the wine industry appreciate and are fascinated by the singularity, tradition and finesse of these wines produced in a tiny corner of Spain. We have returned, once again, to Jerez to monitor what is currently under elaboration, with the purpose of offering an updated image of the region. We tasted 235 wines between both denominations of origin (D.O.) Jerez and Manzanilla de Sanlúcar as well as 20 vinos de la tierra coming from Cádiz. A range of tastings and ratings that will be released en primeur, for the first time in the history of Guía Peñín, via registration to the online Peñín Guide.

No hay catador en el mundo que no alabe los vinos de Manzanilla de Sanlúcar y de Jerez. Todos los que nos dedicamos profesionalmente al vino, reconocemos y nos emocionamos con los vinos de este rinconcito de España por su singularidad, tradición y calidad. Hemos estado de nuevo en Jerez para hacer el seguimiento de lo que allí está elaborando a día de hoy, con la intención de sacar una fotografía lo más actualizada posible de la zona. Han sido 235 vinos entre las denominaciones de origen de Jerez y de Manzanilla de Sanlúcar y 20 vinos de la Tierra de Cádiz. Un conjunto de catas cuyas puntuaciones se entregan por primera vez en la historia de la Guía Peñín en avanzada, es decir a través de la suscripción online a la Guía Peñín.