Sierra de Francia, cobijo de grandes vinos

En el extremo occidental del Sistema Central, rodeados por la Sierra de Francia y la Sierra de Béjar, se encuentran los viñedos de Sierra de Salamanca, donde se da forma a unos vinos peculiares gracias a unos suelos especiales y al asentamiento de un viñedo muy viejo rodeado de un entorno virgen. Todo ello apoyado por una variedad autóctona como la rufete. Lo más significativo es que las otras dos variedades que también se cultivan como la garnacha y tempranillo, debido a la antigüedad de sus viñedos, poseen unas características con un marcado acento de terruño local.

La zona se caracteriza por tener un clima mediterráneo continental húmedo, de inviernos cortos y no muy fríos y veranos largos, calurosos y secos. En otoño y primavera abundan las precipitaciones muy superiores a las de la zona llana de la provincia, compensando la baja capacidad de retención de agua de los suelos, pero también proporcionando una vegetación de retama y bosque entre las cuales se extiende el viñedo con edades superiores a 60 años y con un marco de plantación anárquico y rural.

El viñedo se asienta sobre dos tipos de suelos: por un lado, los arenosos procedentes de roca granítica con cuarcitas y, por otro, los suelos pizarrosos, ambos en las zonas más agrestes, algunos en bancales. Los arcillosos que se extienden en las zonas más bajas y llanas. La altitud media de los viñedos va de los 400 metros de las zonas mesetarias  a los 1.000 de la sierra.

Desde la creación oficial del consejo regulador DOP Sierras de Salamanca en 2010, en Guía Peñín se ha recogido un crecimiento exponencial del número de vinos catados por nuestro equipo de cata, tal y como se refleja en la siguiente gráfica.

A nivel cualitativo, los vinos de la zona han experimentado una mejora constante, obteniendo en nuestra edición 2017 una excelente puntuación media de 91 puntos que la posiciona ventajosamente en la globalidad de zonas productoras, si bien el número de muestras catadas todavía es algo escaso si la comparamos con las grandes regiones productoras de vino de España.

Las bodegas reseñadas muestran el excelente potencial de los vinos Sierra de Salamanca (zona sobre la que José Peñín también ha publicado recientemente un artículo en su bloggracias a la variedad rufete, ya sea como monovarietal o acompañada de la tempranillo y la garnacha, conocida como aquí como calabrés. El factor más importante de la alta puntuación de los vinos reseñados a continuación, es su personalidad basada en el espíritu casi colectivo de elaborar, de un modo ecológico y sostenible, sobre unos viñedos muy viejos de bajas producciones. El atraso rural del vino salmantino hasta el inicio del siglo XXI y el aislamiento de la zona han permitido partir de cero en la creación de seis bodegas personales sin los atavismos de la tradición. Bodegas con un elevado nivel enológico y con grandes conocimientos de la viticultura del terruño, destacando sobre todo tres bodegas: Cámbrico, Compañía de Vinos La Zorra y Rochal.

Viñas del Cámbrico 2014 T (VC Sierras de salamanca)

Variedades: 64% rufete y 36% tempranillo

P.V.P. 12  93 puntos

mbrico

Color: cereza muy intenso, borde granate.

Aroma: complejo, mineral, balsámico, equilibrado, tierra húmeda.

Boca: lleno, sabroso, taninos maduros.

La Vieja Zorra 2013 T Roble (VC Sierras de Salamanca)

Variedades: rufete, tempranillo y garnacha

P.V.P. 20  93 puntos

Compañía de Vinos La Zorra

Color: cereza intenso, borde violáceo.

Aroma: roble cremoso, tostado, fruta madura, balsámico, mineral, terroso.

Boca: equilibrado, especiado, largo.

Viñas del Cámbrico 2015 T (VC Sierras de Salamanca)

Variedades: 100% rufete

P.V.P. 12  93 puntos

mbrico

Color: cereza brillante.

Aroma: fruta madura, especias dulces, roble cremoso, expresivo, especiado.

Boca: sabroso, frutoso, taninos maduros.

La Moza/RP 2014 T (VC Sierras de Salamanca)

Variedades: 100% rufete

P.V.P. 25  93 puntos

Compañía de Vinos La Zorra

Color: cereza brillante, borde violáceo.

Aroma: mineral, complejo, expresivo, frutos secos, expresión frutal.

Boca: fruta madura, largo, buena acidez, especiado.

575 Uvas de Cámbrico 2014 T (VC Sierras de Salamanca)

Variedades: 48% tempranillo, 20% rufete y 32% calabrés

P.V.P. 19  92 puntos

mbrico

Color: Cereza, borde granate.

Aroma: roble cremoso, fruta roja, fruta fresca, equilibrado, terroso.

Boca: sabroso, especiado, elegante.

La Zorra 2014 T (VC Sierras de Salamanca)

Variedades: rufete y tempranillo

P.V.P. 12  91 puntos

5 estrellas

Compañía de Vinos La Zorra (www.vinoslazorra.es)

Color: Cereza, borde violáceo.

Aroma: equilibrado, expresivo, fruta madura, balsámico.

Boca: frutoso, sabroso, largo, especiado.

mbrico Rufete 2009 T (VC Sierras de Salamanca)

Variedades: rufete

P.V.P. 39  91 puntos

mbrico (www.cambrico.com)

Color: cereza intenso.

Aroma: fruta madura, tostado, chocolate, especiado.

Boca: amargoso, buena acidez, tostado.

Calixto Osiris 2014 T (VC Sierras de Salamanca)

Variedades: rufete y tempranillo

P.V.P. 6  90 puntos

5 estrellas

Rochal

Color: cereza brillante, borde violáceo.

Aroma: fruta madura, tostado, equilibrado.

Boca: sabroso, taninos maduros, especiado.

La Zorra Raro 2015 T (VC Sierras de Salamanca)

Variedades: 100% rufete

P.V.P. 16  90 puntos

Compañía de Vinos La Zorra

Color: cereza brillante, borde violáceo.

Aroma: equilibrado, fresco, terroso, con carácter.

Boca: balsámico, fruta madura, fácil de beber.

comments powered by Disqus